www.inoutviajes.com
Porto Santo, un refugio caribeño en pleno Océano Atlántico
Ampliar

Porto Santo, un refugio caribeño en pleno Océano Atlántico

Instagram

Las islas de Madeira y de Porto Santo forman uno de los archipiélagos más hermosos del Atlántico, constituyen un autentico refugio de belleza natural, donde entre el maravilloso azul del mar y el verde esmeralda de la vegetación destaca el exótico colorido de las flores.

Dos tercios de su superficie son área protegida y en el que se encuentra el mayor bosque de laurisilva del mundo, se trata de uno de los ecosistemas naturales más importantes y característicos del archipiélago de Madeira. El nombre proviene del latín: Laurus (laurel, lauráceas) y Silva (bosque), este bosque húmedo subtropical está incluido en el Parque Natural de Madeira, con el estatuto máximo de Reserva Integral.

La playa de Porto Santo es una de las más bellas del archipiélago de Madeira

Además, la isla de Porto Santo, en particular, es el lugar ideal para huir del estrés y realizar un programa de talasoterapia, o unas vacaciones en la playa combinadas con unas partidas de golf.

Porto Santo fue la primera isla descubierta del archipiélago, allá por el año1418, (el año pasado se celebró su sexto centenario) y está ubicada a unos 50 kilómetros de Madeira, es un paraíso para visitar todo el año.
Rodeada de aguas turquesas cálidas, cuenta con una impresionante playa de 9 kilómetros de arena dorada y fina con propiedades terapéuticas.
El clima tropical, con una temperatura media que oscila entre los 26 grados en el verano y los 16 grados en invierno, hace que Porto Santo sea un destino ideal para cualquier época del año.

Aguas terapéuticas

La playa de Porto Santo es una de las más bellas del archipiélago de Madeira, una auténtica joya, una playa paradisíaca de 9 kilómetros, con una arena tan dorada y fina y unas aguas cálidas y transparentes que recuerdan al Caribe.

Hay que decir que su arena, además, posee propiedades terapéuticas para aliviar el reumatismo y ayudar a la recuperación de huesos rotos, por su composición de carbonato de calcio en forma de calcita, además sus aguas son ricas en calcio, magnesio y yodo. Pero, también es una playa. ideal para hacer windsurf y Kitesurf.

Rutas y senderismo

La belleza de la isla no se limita solo a su playa, sino que Porto Santo ofrece caminos y senderos que conducen a paisajes espectaculares, como el Pico do Facho (significa literalmente el “Pico de la Antorcha”), que con sus 516 metros, el más alto de la isla. Antaño, cuando merodeaban los piratas saqueando el archipiélago, este lugar servía de atalaya. Cuando se avistaba una bandera enemiga, se encendía una enorme hoguera que se viera desde Ponta de São Lourenço, al extremo este de Madeira. Estos sucesivos fuegos que se iban encendiendo en las cimas hasta Funchal ponían en alerta a la capital unas horas antes del ataque.

Porto Santo ofrece también caminos y senderos que conducen a paisajes espectaculares

No existe carretera hasta la cima, aunque hay un camino bastante duro que parte de Pico Castelo y llega a Pico do Facho y a otras montañas cercanas.

Por su parte, El Pico de Ana Ferreira, con sus 283 metros sobre el nivel del mar, es el más alto al oeste de la isla. Aquí nace un espectacular despliegue de columnas rocosas de forma pentagonal similares a un órgano de iglesia, causadas por la actividad volcánica hace millones de años. Más abajo se extiende el campo de golf y la playa. Es relativamente fácil acceder a pie y también cuenta con un recorrido en lo alto más conveniente para los 4x4.

Y el Pico do Castelo, con sus 437 metros de altura, el abrupto, resulta ser una dura subida para todos los caminantes a causa de su forma volcánica, aunque también se puede llegar en coche casi hasta su cima. La montaña tomó ese nombre dado que era el punto donde los isleños se retiraban cuando hace siglos atacaban los piratas, aunque nunca hubo un castillo de verdad en sus inmediaciones.

Vila Baleira: la capital

Es imprescindible conocer, Vila Baleira, la capital de Porto Santo, que presume de la hospitalidad de sus 6.000 habitantes, de su encanto especial y de mantener un estilo que recuerda a historias y momentos del pasado, desde que fuera descubierta en 1418 por una tripulación portuguesa.

De hecho, en la Casa Museo de Cristóbal Colón, se explican el origen y la historia de la isla y donde vivió el descubridor, en su paso por Porto Santo, tras su matrimonio con Filipa de Moniz, hija del primer Capitán Donatario de Porto Santo, Bartolomeu Perestrelo.

Porto Santo, ubicada a escasos 50 kilómetros de su hermana mayor, Madeira, es un paraíso que visitar durante los 365 días del año. Todas las actividades que se pueden realizar en esta paradisiaca isla, se acompañan de un clima maravilloso, que destaca por tener durante todo el año una temperatura que oscila entre 16 y 26 grados, con escasez de lluvias, predominio del sol y la posibilidad de bañarse en sus playas en casi todos los meses del año.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Inout Viajes

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.