www.inoutviajes.com
Proyecto del primer complejo turístico sostenible del sur de Europa
Ampliar

Proyecto del primer complejo turístico sostenible del sur de Europa

lunes 06 de diciembre de 2021, 12:19h
Instagram

Construcía, pionera en construcción circular, exporta a Portugal su metodología para garantizar la sostenibilidad constructiva que la ha posicionado en una industria en plena transformación.

La firma proyecta la construcción en Comporta, a 130 kilómetros al sur de Lisboa, en la costa del Alentejo, un centro turístico de muy baja densidad constructiva concebido de manera integral en torno al modelo de circularidad sostenible, desde los planos hasta la recuperación posterior de los materiales, pasando por la propia explotación del complejo.

El proyecto de 4.000m2 y los más altos estándares del sector en sostenibilidad (elección de materiales saludables y ciclables para su posterior recuperación, reducción de emisiones, recuperación del agua…), comenzará a construirse en diciembre en el área de influencia de Lisboa, en una propiedad de 18,6 hectáreas ubicada en un espacio natural. Constará de 15 alojamientos independientes, 4 villas, 1 centro de bienestar, 1 espacio polivalente y 1 restaurante dirigido por el chef Rafa Zafra, de los Restaurantes Estimar, en Madrid y Barcelona, y Casa Jondal, en Ibiza.

“La familia propietaria tenía el deseo de conservar este legado natural para las generaciones venideras y el proyecto B-Água va a ser un referente en el territorio para generar un impacto positivo tanto en las personas como en el entorno. No es un proyecto más, sino un nuevo concepto”, señala Arturo Fernández, CEO y fundador de Construcía.

Un complejo con los estándares de sostenibilidad más exigentes de la UE

Para el proyecto ‘B-Água’, Construcía se apoya en su socio Eco Intelligent Growth (EIG), consultora especializada en economía circular y, juntas, han proyectado un centro turístico que cumple con los máximos requerimientos europeos: el marco Level(s) para la Construcción Sostenible, de la Comisión Europea.

“Hemos fusionado Level(s) con el modelo de la economía circular de nuestra metodología Lean2Cradle®, desde el diseño hasta los futuros usos de los recursos utilizados. Nuestra metodología constructiva nos permite eliminar la generación de residuos y maximizar los beneficios medioambientales”, enfatiza Arturo Fernández.

Además de estos protocolos, el proyecto prevé la aplicación de las metodologías TrueValue®, elaborada por la consultora KPMG, y C3A®, desarrollada en conjunto por EIG y el Politécnico de Milán, que en conjunto monitorizan los materiales del proyecto, desde su concepción, en un inventario digital (pasaporte de materiales) y contemplan todas las externalidades de un proyecto constructivo.

También contemplan la recuperación (ciclabilidad) de los materiales cuando se cumpla su vida útil y la emisión de gases de efecto invernadero (asociados al consumo energético de los edificios y al de los materiales a lo largo de todo su ciclo de vida y usos ulteriores). Asimismo, tienen en cuenta el uso eficiente de los recursos hídricos y energéticos.

Además, el alto nivel de confort térmico, lumínico y de calidad del aire hacen de B-Água un espacio ideal para descansar, cuidarse y llevar la experiencia turística a otro nivel de conexión con la naturaleza.

En resumen, el proyecto está concebido como un prototipo de lo que será la construcción circular para el sector turístico durante la próxima década y para marcar el rumbo a seguir para toda una industria, conforme a los objetivos del Acuerdo de París para la descarbonización, el cumplimiento de los ODS y del Pacto Verde de la UE.

Más información sobre B-Água

'B-Água' estará compuesto de un edificio central, donde se ubicarán la recepción y el restaurante, que estará rodeado por 15 alojamientos independientes, con un espacio de 70 m2 cada uno y una zona de piscina común que se completa con un bar. La decoración será simple pero cuidada, de acuerdo con la filosofía de sostenibilidad que guía como una estrategia general todos los aspectos del proyecto. La cimentación de los edificios se ejecutará en seco para minimizar la afectación en el entorno, la estructura será de madera, así como el aislamiento y un gran porcentaje de los materiales constructivos.

Además, el proyecto contempla cuatro villas, cada una con una hectárea de entorno natural con acceso privado y piscina, compuestas por 4 suites, cocina, comedor y sala de estar. También se prevén un restaurante abierto al público y un Domo exterior polivalente para actividades de todo tipo, flexible también para las actividades terapéuticas a las que estará dedicado el proyecto. En el espacio exterior del complejo se proyecta uno de los grandes leit motiv del proyecto, que se denominará Wave.

Este espacio ofrece el método B-Água, un conjunto de terapias a partir del agua, suspensión mineral, tecnología visual y auditiva, posturas y movimientos combinados basados en prácticas diversas (yoga pilates, taichi, alineamiento muscular y otros).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios