www.inoutviajes.com
Hotel Not Hotel en Rotterdam, dormir en un reloj de cuco
Ampliar

Hotel Not Hotel en Rotterdam, dormir en un reloj de cuco

viernes 14 de enero de 2022, 10:05h
Instagram

Tras el éxito alcanzado en Amsterdam, HOTEL NOT HOTEL se amplía y ha inaugurado recientemente la segunda sede en Rotterdam. El edificio de Schaatsbaan 83 ha sido completamente renovado y transformado en un hotel, enriquecido por un restaurante mexicano y la coctelería Jesús Malverde, todos ubicados bajo un mismo techo. El concepto es único, debido a su carácter excéntrico y la colaboración con varios artistas y diseñadores holandeses.

El HOTEL NOT HOTEL en Rotterdam, ubicado a poca distancia de la estación central, cuenta con 36 habitaciones, incluidas tres suites con jacuzzi. Las habitaciones están escondidas o disfrazadas de objeto artístico, no hay pasillos anónimos y en el centro hay dos patios donde los huéspedes pueden socializar.

Uno de los artistas importantes involucrados, Arno Coenen, testifica: “Cuando me pidieron que creara algo único, para HOTEL NOT HOTEL, pensé que ninguna idea era demasiado loca, ningún invento demasiado difícil de realizar. Por eso diseñé un gigantesco reloj de cuco, que hace las veces de fachada para varias habitaciones”.

Además de Arno Coenen, conocido por haber creado el inmenso Cuerno de la Abundancia dentro del Markthal en Rotterdam, entre los diseñadores invitados se encuentran: Hans van Bentem, quien ha trabajado con Viktor & Rolf y puede contar a Madonna entre sus clientes, quien ha creado la Casa de los Dulces; Sander Wassink, ganador de la Dutch Design Week, que diseñó el interior de todas las habitaciones, el restaurante y la terraza; Jelle Mastenbroek, premiada en el Salone del Mobile de Milán, quien diseñó la piscina vertical que adorna las zonas comunes.

HOTEL NO HOTEL lo es todo, menos un hotel como el que estamos acostumbrados. Por supuesto, hay habitaciones, áreas comunes también, así como bares y restaurantes. Pero las similitudes terminan ahí, como atestigua Bruno Bont, uno de los propietarios: “En nuestros hoteles buscamos crear una experiencia excepcional para nuestros clientes. El exterior de las habitaciones debe ser tan especial que de la impresión de entrar en un museo o una exposición de arte contemporáneo, no en un lugar para dormir.

“Después de Amsterdam, Rotterdam fue la primera opción para abrir un HOTEL NO HOTEL”, dice el copropietario Thijmen Receveur. “El diseño y la arquitectura moderna, emblemas de la ciudad, encajan perfectamente con nuestro concepto, así como el espíritu indomable y sensible a la novedad de los que viven allí”, añadió.

Jesús Malverde es el nombre del restaurante y coctelería mexicano. El interior del restaurante es una extensión del hotel y sigue el enfoque artístico a través de un entorno único y original.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios